Divinaméntum (del español divinidad): misterio de la divinización.