Alma Máter Dei et Humani – La Madre que alimenta a las divinidades y los humanos, la hipóstasis maternal de la Divinidad, la suma y la cima de las 1500 hipóstasis de la Madre en todos los mundos. Se reveló también con este nombre al Rey Salomón, cuando le indicó la salida de la crisis para todo su pueblo.